LA HISTORIA DE MERCEDES Y RAÚL

Diseño de portada: Dania Chávez

• Guión: Ronnie Farfán

• Producción: Cynthia Nunez-Curto, Aron Nunez-Curto y Johuseline Porcel

• Actúan: Andrea Brissolese, Ebelin Ortiz y Carlos Solano


Mercedes y Raúl, los protagonistas de esta historia, llevan 20 años de casados. Ambos tienen una hija mayor, y viven una feliz -y entretenida- convivencia. Sin embargo, una noticia les sorprende una tarde y deben tomar una decisión de la que depende la salud de Mercedes.


 

GUIÓN

ESC. 1: INT. COCINA DE LA CASA DE MERCEDES Y RAÚL EN TARAPOTO. DÍA. 

Mercedes (42) cocina. Pica unas verduras sobre una tabla de madera. Se oye cómo manipula algunos utensilios de cocina, tapa y destapa ollas, etc. Entra Raúl (45).  

RAÚL: Aquí está ya lo que me pediste, mi amor viejita… Mira estos limones que he encontrado, de cáscara delgadita, delgadita… jugosos están…

MERCEDES: (DEJA DE PICAR) ¿Limones?

RAÚL: Limones pues mi amor, no me estás pidiendo limones…

MERCEDES: Limones no, Raúl, te dije que sí había limones al final… te pedí tomate, TOMATE… no te estoy mostrando que sí había limones en la refrigeradora?

RAÚL: Ay, es que yo pensé… tú me dijiste…

MERCEDES: Ya, Raúl, déjalo ahí, déjalo ahí no más y anda siéntate que ya voy a servir…

RAÚL: Ya, mi amor… (mientras se va, en voz baja) yo pensé que eran limones, limones escuché yo…

ESC. 2: INT. COMEDOR. DÍA

Mercedes sirve la comida para Raúl y para ella. Se sientan a comer. Se oye que comen mientras hablan. 

MERCEDES: (MIENTRAS PONE LOS PLATOS) Ya está. Servido. No hay ensalada porque te olvidaste el tomate…

RAÚL: Ya, no te preocupes, mi amor. Está rico igual.

Ambos comen. Sonido de cubiertos. 

MERCEDES: Raúl, tengo que contarte algo.

RAÚL: (CON LA BOCA LLENA) Mmmmm… Está riquísimo, cariño.

MERCEDES: Estoy embarazada.

RAÚL: ¿Cómo?

MERCEDES: Estoy embarazada, Raúl.

RAÚL: No… No es en serio, ¿di? Me estás bromeando, ¿no?

MERCEDES: No, Raúl. Es en serio.

RAÚL: ¡Mi amor! ¡Pero como me lo dices así, me agarras de sorpresa pues! 

Se acerca donde ella y le da unos besos.

RAÚL: (CONT.) ¡Cariño! No lo puedo creer. ¿Cómo así te has enterado pues? Esto sí que es una sorpresa, vieja…

Raúl le da más besos. 

MERCEDES: Ya siéntate, siéntate y sigue comiendo que se enfría.

Raúl se sienta.

RAÚL: Es que me ha alegrado mucho pues, mi amor. ¡Esto lo tenemos que celebrar! ¿Y ya sabes qué va a ser? ¿Varoncito, no? 

MERCEDES: No. Aún no se puede saber. 

RAÚL: ¿Cuántos meses ya tienes? 

MERCEDES: No sé… Debo tener como unos tres meses recién… 

RAÚL: ¿Y a los cuántos meses ya es que se sabe?

MERCEDES: No sé. Creo que a los cuatro, cinco…

RAÚL: Estoy seguro que va a ser varoncito, mi amorviejita. Vas a ver. 

MERCEDES: Raúl, no lo quiero tener.

RAÚL: (MIENTRAS COME) ¿Cómo?

MERCEDES: Que no lo quiero tener.

RAÚL: ¿Pero qué estás diciendo…?

MERCEDES: Eso pues, Raúl, que no lo quiero tener.

RAÚL: ¿Y por qué dices eso, vieja?

MERCEDES: Porque no quiero pasar por un embarazo otra vez, Raúl. ¿No te acuerdas como fue el embarazo con la Jennifer? Fue horrible, Raúl. Mi cuerpo casi no lo soportó, yo sentía que me moría. Me pasaba mañana, tarde y noche en el médico, que la infección, que la presión, los nervios, ¿tú no te acuerdas? Me desmayé tres veces y en una casi me rompo la cabeza…

RAÚL: Ah sí, pero es que fue tu primera vez, pues mi amor. Además, eso fue hace más de quince años.  

MERCEDES: Peor ahora pues, Raúl. Mi cuerpo ya no es el de antes. Sí a los veinticuatro casi me muero, imagínate ahora que tengo más de cuarenta…

RAÚL: ¿Y qué vas a hacer?

MERCEDES: No lo voy a tener pues… Menos mal que la Consuelo conoce ahí a una obstetra de confianza que me va a ayudar…

RAÚL: mi amor Viejita, pero ¿no has pensado que tal vez sea un varoncito?

MERCEDES: Varoncito o mujercita, yo no quiero pasar por eso otra vez…

RAÚL: Pero tú sabes que yo tu viejito siempre ha querido un varoncito…

MERCEDES: Bueno, pero eso ni se sabe, Raúl… de repente es mujer ¿y?

RAÚL: (SE ACERCA A DARLE UNOS BESOS). Pero yo tengo fe de que esta vez sí va a salir varoncito… hazlo por mí mí viejita… yo siempre he querido mi varoncito… y quizás esta sea la última oportunidad…

MERCEDES: Ay, Raúl…

RAÚL: Imagínate, ve, un varoncito ahí con su disfraz de bomberito… ahí jugando con su pelota, con sus carritos… hazlo por mí, viejita, ¿yadyai?

MERCEDES: Ay, Raúl… 

RAÚL: Dame esa alegría, cariño…

MERCEDES: Ay, Raúl… no se puede contigo. Mira, ya, después de hablamos de eso, para mí el embarazo fue horrible…

RAÚL: Vas a ver que esta vez va a ser distinto, viejita… y vamos a estar felices con el bomberito…

ESC. 3: INT. COCINA DE LA CASA DE MERCEDES Y RAÚL. DÍA.

Mercedes cocina. Pica unas verduras sobre una tabla de madera. Se oye cómo manipula algunos utensilios de cocina, tapa y destapa ollas, etc. Entra Jennifer (15).

JENNIFER: Hola Ma’.

MERCEDES: Hola, hija. ¿Cómo te fue?

JENNIFER: Bien. Todo bien.

MERCEDES: Ay qué bueno. Ya va a estar, ah. Cinco minutos más y ya está.

JENNIFER: ¿Oye, ma’, de qué es esa ropita de bebito que hay encima de tu cama, ah?

MERCEDES: ¿Ropita de bebito?

JENNIFER: Sí, también hay un disfraz de bombero…

MERCEDES: De bombe…? Ay, el cojudo de tu papá…

JENNIFER: ¿Qué hizo ahora?

MERCEDES: Nada, que le conté que estoy embarazada y…

JENNIFER: ¿Estás embarazada?

MERCEDES: Sí… tengo tres meses casi… pero no lo quiero tener, Jennifer… tú sabes que a mí me fue muy mal cuando estuve embarazada…

JENNIFER: Sí, me lo has contado un millón de veces…

MERCEDES: Es que es verdad, hija. Tú no tienes idea. Yo sentía que me iba a morir… fue horrible…

JENNIFER: Y mi papá qué quiere, ¿que lo tengas?

MERCEDES: Sí, dice que lo tenga porque él siempre ha querido su varoncito…

JENNIFER: Ay, cuando no mi papá, pensando en él solamente… si tanto quiere tenerlo que salga embarazado él y que lo tenga pues…

MERCEDES: Pero no entiende, tú sabes cómo es el viejo este… Cojudo de tu papá…

Entra Raúl. 

RAÚL: Hola, hija. ¿Cómo te fue?

JENNIFER: Bien, pa’.

RAÚL: Aquí he traído un maceradito para brindar en el almuerzo.

JENNIFER: ¿Brindar? ¿Qué celebramos?

RAÚL: Ahí ya la vieja te va a contar seguro luego.

MERCEDES: Ponlo en la mesa no más, Raúl, que ahí ya voy a servir. Hija, pon cubiertos ya…

ESC. 4. INT. COMEDOR. DIA.

Se oye cómo Mercedes pone los platos y cómo los tres se acomodan en sus sillas. Ruido de platos, cubiertos, vasos durante toda la conversación. 

RAÚL: Servido. Gracias, mi amor. 

MERCEDES: Ahí hay más si quieres, ya sabes.

RAÚL: Mmmm… Está riquísimo, cariño.

JENNIFER: Sí, ma’. Está rico, gracias. Oye pa’, ¿has visto lo de la difteria?

RAÚL: Justo he estado escuchando en la radio, hija. Ahora encima del covid, tenemos la difteria, puñales… eso ya se había ido y ahora vuelta ha regresado la condenada… no salimos de una para entrar en otra…

JENNIFER: Pero menos mal que para eso sí hay vacuna. El sábado hay una campaña de vacunación aquí en el parque… 

RAÚL: Sí, sí, algo he escuchado…

JENNIFER: Tenemos que vacunarnos los tres, no vaya a ser que nos dé y la canción, ya ha habido un muerto… vamos el sábado, ¿no?

RAÚL: Vayan a ustedes no más, hija. Llévala a tu mamá, a mí nunca me dan esos bichos… además, tú ya sabes que a mi esas cosas no me gustan…

JENNIFER: ¡Ay, papá! ¿Tanto miedo le tienes a las inyecciones?

RAÚL: Tú sabes que no me gustan, pues Jennifer… A mí no me gusta que me agujereen el pellejo, ya sabes que me da nervios… no, no, a mí déjenme tranquilo…

JENNIFER: Ah, entonces, nosotras tenemos que entender que a ti te dé nervios una miserable aguja pero tú no puedes entender que mi mamá no quiera martirizarse con un embarazo de nueve meses? 

RAÚL: ¿Cómo?

JENNIFER: Eso pues, pa’, no te hagas el loco…

RAÚL: Es que eso es distinto, hija… Además, es normal que a las mujeres les duela un poquito su embarazo, eso es normal…

JENNIFER: ¿Normal? ¿Quién ha dicho?

RAÚL: Sí, pues, hija, es normal, es natural…

JENNIFER: Mira, no empecemos con lo de natural porque si solo te gusta lo natural yo no sé que haces tomando tus pastillas para el corazón o qué haces usando celular, porque de la tierra el celular y las pastillas no han salido, ¿no?… Mira, papá, mi mamá no quiere pasar por eso de nuevo y tú no tienes derecho a estar presionándola…

RAÚL: Yo no la presiono, hija. Pero, dime, ¿tú no quisieras un hermanito? ¿No te imaginas ahí un bomberito? Imagínate ahí to…

JENNIFER: (INTERRUMPE) No, papá. Aquí el único que se imagina al bomberito eres tú… mi mamá no va a pasar por un embarazo de nuevo porque no quiere sufrir todo lo que ya sufrió conmigo… ponte a pensar pues, papá, tu te quejas por una agujita…

RAÚL: Mi amor, de verdad, ¿no quieres? ¿Ni siquiera lo vas a hacer por mí?

JENNIFER: ¡Papá! ¡Deja de decir eso!

RAÚL: Ya, ta’ bien, ta’ bien. Perdón, hija…

JENNIFER: Mamá, yo conozco de unas pastillas que puedes tomar, ni siquiera tienes que ir a ningún lugar, ahora buscamos en el internet, yo tengo el dato de una página con información segura…

MERCEDES: Ya, ya pues mi nenita… gracias… ¿y son seguras esas pastillas?

JENNIFER: Sí, ma’. Tienen una efectividad de hasta casi 80% según la OMS. O sea, siempre hay un riesgo de que no funcionen, pero una amiga mía las ha tomado y no ha tenido ningún problema. 

RAÚL: El bomberito…

JENNIFER: Papá, ya pues…

RAÚL: Ya, ya, no dije nada…

ESC. 5. INT. COCINA DE LA CASA DE MERCEDES Y RAÚL. INT.

Mercedes y Jennifer cocinan. Se oye cómo pican unas verduras sobre una tabla de madera. Se oye cómo manipulan algunos utensilios de cocina, tapan y destapan ollas, etc.

JENNIFER: Ma’ hasta las cuatro no más es la vacunación contra la difteria, ah. Así es que comemos y nos vamos.

MERCEDES: Ya, ya, ya.  Sí, menos mal que es cerca no más…

Entra Raúl.

RAÚL: Aquí está lo que me pediste, vieja. Mira, esta cocona, como esta… fresquita, fresquita, mira cómo brilla, cómo huele, puro perfume…

MERCEDES: (SUSPIRA, RESIGNADA) Ya, Raúl, déjalo ahí no más. Anda siéntate a la mesa que ya voy a servir.

RAÚL: Ya, cariño (Mientras se va, más bajo) Uf, puro perfume es esa cocona, puro perfume…

JENNIFER: Ma’, ¿qué le pediste?

MERCEDES: Pepinos, ¡le estoy diciendo pepinos! (Con un suspiro) Ayyy!

FIN

 
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba